banner relieve

Galeria 2009

Llegamos con mucho entusiasmo al 3er. Concurso, manteniendo el propósito inicial: fomentar en los jóvenes estudiantes de preparatoria y licenciatura una visión más allá de lo que aprecian sus sentidos, introduciendo lo que han aprendido de física, interpretando lo que observan y logran captar en sus fotografías. La participación fue similar a la de 2008, 80 fotografías, provenientes de 10 estados de la República, muchas del estado de Sonora.

Para facilitar la tarea del Jurado Calificador abrimos, al día siguiente del cierre de la convocatoria, una página temporal, donde colocamos tanto las fotos como los ensayos correspondientes. El día 22 de octubre de 2009 se reunió el Jurado Calificador en las instalaciones del Centro de Nanociencias y Nanotecnología (CNyN) de la UNAM en Ensenada Baja California, México, a partir de las 16:00 horas. Tuvieron a la mano la relación de los trabajos, donde los nombres de los participantes estaban codificados, preservando su anonimato. También tuvieron las reglas del concurso.

Habrán notado que los premios fueron diferentes esta ocasión. Gracias al patrocinio del INAOE y del CIO daremos un telescopio a los primeros lugares, además de dinero en efectivo, patrocinado por la UABC y el CICESE.

Los montos para los segundos y terceros lugares se incrementaron. Esperamos ir mejorando los premios cada año, incluyendo premios a los profesores y a la escuela.

En cuanto nos sea posible, haremos separadores con las fotos ganadoras de este año, similar a los anteriores.

Primer Lugar, Categoría "Naturales"
Las flores también lloran

14 LasFlorestambienlloranA

Por Diana Paulina Carranza Gómez
Escuela: Liceo Thezia, Hermosillo, Sonora
Profesor: Zubelda Guadalupe Sanders Gutiérrez

Como ya sabemos, el aire alberga cierta cantidad de partículas de agua que hacen que éste mismo se humedezca. Esta humedad depende de la temperatura a la que se encuentra el aire para ser mayor o menor. Por eso mismo, cuando el aire sufre una disminución brusca de temperatura o hace contacto con alguna superficie fría, las partículas de agua se condensan y éste se vuelve incapaz de alojarla, el agua condensada se va depositando en lo que toca: hojas, paredes, flores, telarañas, etc.; en forma de pequeñas gotas. La disminución brusca de temperatura a la que se somete el aire en este fenómeno tiene que ver con el enfriamiento nocturno del suelo y cuando éste le transmite el frío a la capa de aire adyacente a él. Por lo tanto, la formación de rocío ocurre normalmente por las noches. Explícitamente, éste sería el fenómeno físico en el que la humedad del aire se condensa y se convierte en gotas de agua. Es un fenómeno relacionado con la capacidad del aire para retener e incorporar vapor de agua. El fenómeno físico contrario es la evaporación. Es importante saber que si la temperatura del aire disminuye a menos de 0°C, punto de congelación del agua, entonces lo que se formaría no serían gotas de agua si no escarcha. Este fenómeno físico vendría siendo el mismo, aunque sus propiedades físicas serían distintas a la del rocío.

Entre los pétalos y hojas de las flores fotografiadas se pueden apreciar unas pequeñas gotas de agua, resultado de la formación de rocío. El rocío es un fenómeno físico que aparte de bello, viene siendo bastante interesante.

Segundo Lugar Categoría "Naturales"

Ocaso

23 ocasoA

Por Mónica Zaiden Tinajero García Cano.

Escuela: Liceo Thezia, Hermosillo, Sonora.

Profesor: Zubelda Guadalupe Sanders Gutiérrez.

Esta foto fue tomada cuando iba camino a mi casa en Alemania. Es la foto de un ocaso, es decir, de una puesta de Sol. Este fenómeno físico, sucede porque la luz que procede de las nubes no se crea en ellas, si no que es la luz del Sol reflejada por los cristales del hielo o las gotas de agua que forman las masas nubosas. Otra de las razones por las que esto puede ocurrir es porque la luz solar es blanca pero mas bien es una combinación de colores rojo, anaranjado, amarillo, verde, azul, añil y violeta. Entonces, si la luz del Sol contiene todos esos colores y las nubes al atardecer sólo nos envían colores rojizos es porque "algo" se ha "comido" al resto de los colores en el camino. Cuando vemos las nubes rojas al atardecer, el Sol se encuentra muy bajo en el horizonte, incluso está por debajo de él, y desde esa posición sus rayos iluminan a las nubes por su parte inferior. La luz solar penetra en la atmósfera, incide en la parte inferior de las nubes y éstas la reflejan hasta llegar a nuestros ojos. A medida que la luz solar avanza por el aire, choca con más y más moléculas que van dispersando los colores cercanos al azul mientras que los colores cercanos al rojo siguen su camino sin que nada los moleste. La realidad no es que la luz solar se haga más roja, lo que sucede es que se va haciendo menos azul.

Decidí tomar esta foto, porque esto es algo que no se ve muy a menudo y mucho menos en el lugar donde vivo (Hermosillo), ya que es una ciudad urbana y desértica, haciendo de aquella locación un lugar único donde se refleja la belleza del campo, donde inspira a muchos a seguir cuidando lo que realmente

Tercer Lugar, Categoría "Naturales"

La araña que camina en el agua

49 la arana

Por Ana Cecilia Aguilar Covarrubias.
Escuela: Ingeniería, Universidad Autónoma de Baja California, Ensenada, Baja California
Asesor: Eugenio Rafael Méndez Méndez.

Tensión superficial:

Las fuerzas intermoleculares determinan varias características estructurales y propiedades de los líquidos, la que me interesa para explicar esta toma se llama tensión superficial. Este es un fenómeno físico muy complejo que le permite a la araña mantenerse en la superficie sin hundirse.

Explicación breve de la tensión superficial:

Las moléculas de agua son polares, esto hace que se mantengan unidas entre ellas mismas por fuertes enlaces llamados puentes de hidrógeno, entonces se puede entender que en el seno de un líquido cada molécula se encuentra rodeada por otra atrayéndose entre ellas mismas, sin embargo esto no pasa en la superficie, ya que sólo hay fuerzas que jalen hacia abajo y hacia a los lados, pero no hacia arriba de la superficie, el resultado de estas fuerzas moleculares e una superficie tensa, explicando el porqué la araña camina en el agua.

Para entender mejor la tensión superficial realicé un experimento con cera, vidrio y agua. Debemos de tener en cuenta la capilaridad, que es otro ejemplo de tensión superficial. Al colocar una gota de agua sobre una superficie de vidrio observo que esta se expandía, aquí se observa la capilaridad, que es una fuerza de atracción entre moléculas distintas (agua y vidrio). Observamos lo contrario al poner una gota de agua en una superficie cerosa (la cera es un tipo de lípido y por lo tanto es hidrófoba, porque tiene moléculas no polares), la gota de agua adoptó la forma de una cuenta (esfera) ya que de esta manera se minimiza su área de contacto con la superficie.

Nota del editor: Se puede apreciar el reflejo de la parte inferior de la araña en la superficie del agua. La parte superior quedó sobre expuesta por el luz de la cámara, pero la inferior no.

Mención Honorífica Categoría "Naturales".

Arcoiris viajero

28 Prismanatural2A

Paola Fernanda Durazo Acuña.

Liceo Thezia, Hermosillo, Son.

Profesora: María Elena Ávila Flores

Esta fotografía la tomé en la carretera San Luis Río Colorado a Hermosillo en el estado de Sonora, en pleno desierto. Una lluvia de verano en el mes de julio, fue la que provocó este fenómeno natural de un arcoíris doble.

EI arco iris o arcoíris, es un fenómeno óptico y meteorológico que produce la aparición de un espectro de luz continuo en el cielo cuando los rayos del sol atraviesan pequeñas partículas de humedad contenidas en la atmósfera terrestre. La forma es la suma de un arco multicolor con el rojo hacia la parte exterior y el violeta hacia la interior. Menos frecuente es el arco iris doble, el cual incluye un segundo arco más tenue con los colores invertidos, es decir el rojo hacia el interior y el violeta hacia el exterior, el cual tuve la suerte de poderlo captar; así es como se aprecia en esta fotografía.

Aunque en esta fotografía a simple vista sólo se ven tres colores, si se acerca más, es posible identificar el rojo, naranja, amarillo, verde, azul, celeste y violeta, que son los 7 colores que conforman un arco iris y son producto de la descomposición de frecuencias de la luz.

Cuando la luz solar incide sobre las gotas de lluvia, estas se encargan de producir tal efecto, pero en algunas mucho más que en otras. Los rayos del Sol involucrados con la formación del arco iris salen de las gotas de lluvia con un ángulo de aproximadamente 138 grados respecto de la dirección que llevaban antes de entrar en ellas. Este es el "ángulo del arco iris". Si la luz saliera a 180 grados, entonces regresaría por donde vino. Como el ángulo de salida es de solo 138 grados, la luz no se refleja exactamente hacia su origen. Esto hace posible que el arco iris sea visible para nosotros, que no solemos encontrarnos exactamente entre el Sol y la lluvia. De manera que siempre, si nos colocamos de frente a un arco iris, el Sol estará detrás de nosotros.

Mención Honorífica Categoría "Naturales"

Arcoiris de fuego

29 ArcoirisdefuegoA

Por Susana Melissa Barajas Carballo.
Escuela: Lic. Psicología, Universidad Autónoma de Baja California Ensenada, B.C. México

Asesor: Sergio Reyes Coca'

Lo que vemos en la fotografía es un fenómeno óptico que se genera por la interacción de la luz solar visible con las partículas de agua de una nube; coloquialmente a este fenómeno le llamamos arco iris. Los procesos físicos que nos ayudan a explicar la formación de un arco iris son los de reflexión y refracción de la luz (Ver Fig. 1). Al incidir los rayos de luz visible (luz blanca compuesta por los siete colores: violeta, índigo, azul, verde, amarillo, naranja y rojo) sobre las gotas de agua de la lluvia se presenta una refracción (es decir, la luz que logra penetrar la gota de agua es desviada de su dirección original) dando lugar a la separación en cada uno de los siete colores del espectro del visible y a una reflexión (es decir, la luz difractada "rebota" de la superficie interna de la gota de agua) que normalmente tiene que ser del orden de 40 a 42 grados para que pueda ser observada.

La peculiaridad que tiene nuestro Arco iris de fuego es que la reflexión y refracción de la luz no se debe a la presencia de lluvia, sino a la presencia de una nube formada por gotas de agua muy pequeñas. Por lo tanto, en vez de mirarse el arco de colores, solo se observa una ráfaga de colores a lo largo de la nube. El fenómeno fue fotografiado en las afueras de la ciudad de Ensenada, en la localidad de Punta Estero.

Mención Honorífica Categoría "Naturales"

Rayos y espirales

1 Rayosyespirales2a

Por Ariadna Murguía Berthier.

Escuela: Colegio Marymount, Cuernavaca, Morelos

Profesora: Patricia Adela Hernández Méndez

Todo comenzó con un taller de ciencias. Nos llevaron al mejor lugar al que yo podría ir. Nos llevaron al Observatorio Nacional en San Pedro Mártir, en Baja California. En la noche, claro, observábamos el espacio. Durante el día nos llevaron a dar un paseo por San Pedro. Nos mostraron algunos datos geológicos, otros datos relacionados con biología, y con pájaros.

Fue durante esos paseos que nos mostraron el árbol. Era algo magnífico, algo muy raro. Nos enseñaron un árbol al que le había caído un rayo. Lo singular de este árbol era que, aunque había muerto por el rayo, no se había caído. Y se veía muy clara la marca del rayo. A mucha gente podría no habérsele ocurrido plantearse cómo cae un rayo en un árbol. Otros pensarán que cae en línea recta, o en alguna otra forma irregular. Pero la forma de esta marca era muy especial. Era un espiral.

-¿Cómo va a ser un espiral?- nos preguntamos un físico que conocí allí y yo. Un biólogo que nos acompañaba trato de responder la pregunta. -La verdad, no lo sé. Entonces se empezó una discusión, mayormente de los doctores. Fue una discusión muy educativa. Se llegó finalmente a la hipótesis de que el xilema y el floema del árbol corren en espiral, y que por eso el rayo prefirió irse por ese camino. También me contaron que había otro árbol a unos cuantos días de caminata de allí. Incluso bromearon (aunque me lo puedo tomar en serio) que ese podía ser el tema de mi tesis.

Habrá que investigar más este extraño fenómeno, ya que ha de ser interesante saber por qué ocurre eso, y si en realidad los culpables de todo son el xilema y floema. Aunque para eso habrá que esperar otros añitos, digo, apenas tengo 18.

Primer Lugar, Categoría "Montadas".

Un acelerador de partículas en la palma de tu mano!!

H acelerador

Por Luis Erantzcani López Lora.

Escuela: Fac. Ciencias, Universidad Nacional Autónoma de México, Distrito Federal

Día con día, nuestra vida cotidiana está llena de un sinfín de pequeños fenómenos físicos, cuya gran mayoría, nos pasa inadvertida por completo. Es aquí donde el ojo fotográfico agudo de una cámara nos permite acceder a otro ángulo de nuestra vida. En la óptica de este instrumento esta la entrada a un mundo nuevo, donde una gota de agua se convierte en una asombrosa esfera de refracción, la luz colimada de un rayo láser se convierte en un fino hilo de luz en el espacio, o la luz de las estrellas se revela como un mundo en movimiento, girando siempre en torno de la estrella polar.

En el caso de esta fotografía que presento, los varios fragmentos incandescentes, resultantes de accionar de accionar un encendedor común, forman las innumerables ramificaciones de un árbol de luz. Estas pequeñísimas partículas luminosas chocan, rebotan, explotan, registrando cada paso de sus trayectorias en la película fotográfica. Tal vez este pequeño acelerador de partículas no tenga las altísimas energías de uno real, como los que usan los físicos de hoy, o los miles y miles de detectores que se necesitan para entender las intrincadas propiedades de las partículas involucradas, pero algo que si comparte con las grandes máquinas de investigación actual, es que en ambas está presente el espíritu científico, el misterio del universo. Chispas de luz como estas son las que encienden la curiosidad de una mente inquieta, estimulan el pensamiento, y sobre todo, mueven la creatividad.

Segundo Lugar, Categoría "Montadas"

Dulce minimalismo

W DulceMinimalismoA

Por Celia Monserrat Siliceo Jaime.

Escuela: CUCEI, Universidad de Guadalajara, Jalisco

Asesor: Víctor Manuel Soto García.

La intención de esta imagen ha sido la de capturar el momento en el que la miel cae formando hilos dorados a través de las cucharas.

La viscosidad es una de las propiedades más importantes e interesantes de los fluidos, tanto líquidos como gases. Si bien, en éste último caso su efecto suele ser despreciable.

La viscosidad es pues, la oposición de un fluido a las deformaciones tangenciales (por la causa que sea). Esta resistencia se debe a la cohesión de las partículas que lo componen y ejercen una especie de fricción interna que perturba el movimiento o cambio de forma.

Hay algunos fluidos que no tienen viscosidad, a los cuales se les denominan fluidos ideales, aunque la mayoría de éstos presentan cierto grado de viscosidad.

Cabe señalar que la viscosidad solo se manifiesta en los fluidos que estén en movimiento, ya que cuando el fluido está en reposo adopta una forma tal en la que no actúan las fuerzas tangenciales que no puede resistir. Lo opuesto a la viscosidad es la fluidez, por eso, cuanto más viscoso, menos fluido, por ende más sólido.

La viscosidad disminuye a medida que la temperatura aumenta, debido a que a altas temperaturas la energía cinética promedio es mayor y hace que las moléculas superen con facilidad las fuerzas de atracción entre ellas. Esta particularidad puede medirse por un parámetro dependiente de la temperatura llamado coeficiente de viscosidad o simplemente viscosidad, el cual presenta unidades de Poises.

En nuestro caso, quisimos captar esta propiedad con el ejemplo más simple que es el de la miel, la cual fluye majestuosamente de cuchara en cuchara, obteniendo una imagen excepcionalmente minimalista.

Tercer Lugar, Categoría "Montadas"

Tenedor flotando

A Tenedoresflotando2A

Por Alexia Contreras Meléndez.

Escuela: Liceo Thezia, Hermosillo, Sonora.

Profesor: Zubelda Guadalupe Sanders Gutiérrez

Se denomina fenómeno físico a cualquier suceso natural observable y posible de ser medido con algún aparato o instrumento, donde las sustancias que intervienen en general no cambian, y si cambian, el cambio se produce a nivel subatómico en el núcleo de los átomos que intervienen (reacciones nucleares).

No se transforma la materia; es observable a simple vista; se mantiene la misma porción de materia; no se manifiesta energía; es reversible y cambia a nivel subatómico.

Descripción de la foto: Son dos tenedores flotando, que están detenidos de la punta de un palillo. Este tiene fuego ya que para quedar sobre sólo la punta tuvimos que quemar lo sobrante.

Por lo que decidí tomarle a esto, es que se me hizo algo muy interesante, también pensé que es fácil captar la foto porque sin mucho esfuerzo podemos reconocer como los dos tenedores están flotando, y detenidos solamente con la punta del palillo. Podemos ver como el punta de equilibrio es tan exacto que pueden quedar así mientras no se interrumpa, es decir, que haya movimiento. El solo poner la punta no es posible, pero si pones un poco de sobrante del palillo sobre el vaso y luego lo quemas, estos objetos quedarán ahí detenidos, y quedan como si el palillo estuviera pegado al vaso.

Es un fenómeno físico porque podemos medir el balance, o equilibrio entre las dos cosas. En la imagen no hay transformación de la materia, en cuanto a los tenedores. Y podríamos llegar a pensar que dos tenedores pesarían mucho, y ese pequeño objeto no los podría detener, pero todo es precisión, tratar de encontrar el punto exacto.

Mención Honorífica, Categoría "Montadas".

Arcoiris

G Arcoiris

Por Julia Nastasia Carolina Huerta Kondrátien.

Escuela: Fac. de Ciencias, Universidad Autónoma de Baja California

Profesora: Juan Crisóstomo Tapia Mercado

Muestra la imagen de un fenómeno bien conocido, pocas veces mostrado de una manera diferente. Los arcoíris los vemos cada vez que llueve o cada vez que salimos a regar el jardín a manera de un arco de colores suspendido en el cielo. Vemos el mismo efecto cuando un rayo de luz natural incide sobre la cara de un prisma: la luz se refracta dentro del prisma y cada color que la compone sigue un camino ligeramente diferente, separándose en un abanico de colores al salir por la otra cara del prisma. Cada vez que vemos un arcoíris parece increíble que la luz del sol que vemos sea en realidad una combinación de colores tan agradable a la vista.

De la misma manera en que imagino que Newton jugó con un prisma a la orilla de la ventana de su cuarto, me propuse a jugar con un CD y otros objetos brillosos a la orilla de la ventana de mi cuarto. La ventana se encontraba tapada con una cortina, pero la luz de fuera lograba entrar al cuarto por una pequeña ranura entre las orillas de la ventana y la cortina. Al acercar el CD a la orilla de la ventana, veía el mismo fenómeno que sucede al incidir una fuente de luz sobre un espejo: el reflejo del CD se proyectaba fielmente sobre la pared blanca del cuarto. Sin embargo, al ver unos anillos de colores alrededor del reflejo de luz, me di cuenta que el CD no era un espejo como cualquier otro. Esto era porque el CD estaba lleno de ranuras y hoyitos microscópicos en los que estaba codificada la información contenida; esta serie de ranuras en arreglo circular funcionaba como una rejilla de difracción, es decir, cuando parte de la luz de la ventana incidía sobre el CD, ocurría el fenómeno de difracción y se proyectaba sobre la pared un patrón de interferencia a manera de anillos de colores.

Lo que veía sobre la pared de mi cuarto era increíble! Está viendo como la luz se reflejaba, se refractaba y se difractaba al mismo tiempo, con solamente acercar un CD a la orilla de mi ventana. Después de varios intentos, escogí la mejor foto que pude capturar con mi celular y la mandé al concurso para compartirla con los demás aficionados a la fotografía científica.

Mención Honorífica, Categoría "Montadas"

Hágase la luz

V Hagaselaluz

Por María Fernanda Rucobo Valenzuela.

Escuela: Bachillerato Universitario, Mexicali, Baja California

Profesor: Priscila González Pérez

Me llamó la atención este fenómeno ya que a pesar de que es un objeto muy simple el cual es indispensable para nuestra vida cotidiana, la mayoría de las personas no saben que cuando enciendes un foco en realidad está sucediendo un fenómeno físico. El fenómeno físico que podemos observar al momento de encender la bombilla es la INCANDESCENCIA que es el estado de un cuerpo en el que este se convierte en luminoso por elevación de su temperatura. Es este el fenómeno observado cuando un metal es "calentado al rojo" y está a la base de utilizaciones industriales tan comunes como la bombilla.

La producción de radiación luminosa por medio de la Electricidad se fundamenta en varios de los fenómenos físicos producidos por el paso de un flujo de corriente eléctrica a través de un medio conductor, ya sea sólido o gaseoso. En el primero de los casos, encontramos el fenómeno, por el cual, un conductor sometido al paso de una corriente eléctrica experimenta una elevación de temperatura debido al llamado "Efecto Joule", el foco es un ejemplo claro de este efecto ya que al fluir electrones a través de su filamento no solo se ilumina si no que también produce calor.

Si las características de resistencia de dicho conductor, la tensión o voltaje a que queda sometido y la intensidad o amperaje que lo recorre son las adecuadas, el conductor alcanzará una temperatura suficientemente elevada como para comenzar a emitir radiaciones en forma de calor, energía infrarroja y, por supuesto, luz visible.

Mención Honorífica Categoría "Montadas"

Fluido Technicolor

U FluidosTechnicolorA

Por Carlos Javier Domínguez Gutiérrez.

Escuela: Bachillerato Universitario, Mexicali, Baja California, B.C.

Profesora: Priscila González Pérez

En esta fotografía podemos apreciar de una manera muy detallada la dinámica de los fluidos, en este caso el agua y el líquido de contraste (colorante). Pero ¿qué es un fluido? Bueno, un fluido es todo aquello que puede deformarse; carecen de una forma definida y se caracterizan también por su incapacidad de resistir esfuerzos cortantes. El agua es un fluido, el aire es un fluido, y están ahí todo el tiempo, sabemos que el agua corre, pero ignoramos el porqué ocurre. La fotografía fue tomada sobre una mesa giratoria, en el CICESE (durante mi estancia en el Taller de Ciencia Para Jóvenes), simulando así el movimiento de rotación de la tierra.

Gracias al colorante podemos observar este fenómeno, tratando de explicar, por ejemplo, cómo es que se mueven los remolinos, comprobando también una de las características de los fluidos, la incapacidad de resistir esfuerzos cortantes, (por eso no podemos cortar el agua en su estado liquido). Lo mismo pasa con el aire, que al obstaculizar su movimiento con algo, este vuelve a su estado original. Si estaba girando, lo detenemos con la mano, y luego la retiramos, este volverá a girar, volverá a fluir naturalmente.

Esto es precisamente la intención de la fotografía, captar ese momento que es imperceptible a simple vista. Si dejáramos que el fluido siguiera girando y girando por tiempo indeterminado, este perdería su forma, comprobando así otra de las características de los fluidos, los fluidos se deforman continuamente en el tiempo. Debido a esta deformación o expansión en este caso nos da como resultado ese efecto de la espiral, con diferentes tonalidades, maravillosas tonalidades.